¿Cuáles son los volcanes más peligrosos en el Mundo?

Los volcanes más peligrosos son el Vesubio, el Merapi, el Teide y el Popocatépetl. A continuación, vamos a explicarte con detalle qué es un volcán, sus características y peligros, además de conocer más acerca de estos volcanes más peligrosos del mundo.

¿Qué es un volcán?

Un volcán es un punto en la superficie de la Tierra donde los materiales del interior de la Tierra: magma, gases y líquidos son expulsados ​​del interior de la Tierra a altas temperaturas. Así, el vulcanismo es un proceso de formación geológica consistente en una fisura en la corteza terrestre, sobre la que se acumulan conos de material volcánico. En la parte superior del cono hay una chimenea cóncava llamada cráter. Los conos se forman por la acumulación de sólidos fundidos que se derriten o brotan a través de respiraderos desde el interior del suelo.

¿Cuáles son las características de un volcán?

Estas son montañas o colinas en forma de cono con un cráter en la parte superior. Su superficie está cubierta de lava y cenizas de erupciones anteriores, las cuales al enfriarse se solidifican y forman rocas ígneas que se acumulan y sobresalen en la forma cónica del volcán. Pueden liberar lava, que es magma del interior de la Tierra que sube a la superficie y puede alcanzar alturas de 4 a 200 km en erupción.

Poseen fisuras internas por donde fluye el magma que, dependiendo de su composición, puede alcanzar temperaturas entre 700 y 1300 grados centígrados. Tienen la capacidad de crear una gran presión y temperatura en su interior. Entra en erupción cuando las placas tectónicas se mueven y la presión interna del volcán se libera a través del cráter, provocando la erupción del magma.

Los peligros de un volcán

Un flujo de magma se llama erupción volcánica. Durante una erupción volcánica pueden ocurrir procesos muy diferentes, dependiendo de las propiedades del magma y los procesos de ascenso.

  • Lenguas de lava: Si el magma se emite a la superficie en forma líquida, se dice que la erupción ha estallado y el principal peligro volcánico asociado con ella es un flujo de lava. La trayectoria y la velocidad del flujo de lava dependen principalmente del terreno, las propiedades físicas de la lava (particularmente la viscosidad) y la tasa de emisión. En general, las lavas altamente líquidas tienden a ocupar grandes áreas de poco espesor, mientras que las lavas más viscosas son más largas y recorren distancias más cortas. A medida que la masa fundida se enfría, su viscosidad aumenta rápidamente y la velocidad disminuye. Lejos del centro de emisión, la velocidad típica de la lava es de varios metros por hora.
  • Lluvia de ceniza: Durante una erupción volcánica se libera a la atmósfera una mezcla de gases y piroclastos de muy diferentes tamaños. Los fragmentos más grandes siguen caminos balísticos desde el centro de la emisión, conocidos como bombas volcánicas. Por lo general, su alcance se limita a unos pocos kilómetros del centro de transmisión. El resto de las partículas son transportadas hacia arriba por los gases volcánicos, lo que da como resultado la formación de una pluma volcánica. Si esta columna tiene suficiente capacidad de elevación, creará una columna de convección, cuya altura puede alcanzar varias decenas de kilómetros. Cuando la densidad de la mezcla de gas y partículas es igual a la densidad de la atmósfera circundante, la columna deja de ascender y la ceniza comienza a caer sobre la superficie de la Tierra.

  • Gas: Los gases primarios disueltos en el magma se separan provocando una explosión que es bombeada a la atmósfera a alta temperatura y velocidad. Además de emitir gases de forma violenta durante una erupción, los gases pueden escapar a través de pequeñas grietas o fisuras en la estructura volcánica y su entorno, de forma más o menos continua, dando lugar al llamado humo. Algunos gases, como el dióxido de carbono, pueden escapar extendiéndose por el suelo en grandes áreas alrededor del edificio y creando una nube que se mueve sobre el suelo, dependiendo del terreno, hasta que se diluye en la atmósfera.
  • Deslizamiento ladera: Muchas estructuras volcánicas se forman por la acumulación de material procedente de sucesivas erupciones sin coherencia entre ellas. La superposición de materiales duros y blandos da como resultado estructuras que pueden, en algunos casos, volverse inestables y provocar el colapso de parte del edificio. Las capas de materiales blandos y el agua pueden ayudar a mover el ensamblaje. Asimismo, la entrada de una gran masa de magma en el macizo rocoso puede desestabilizar y provocar el deslizamiento de uno de sus taludes. Los deslizamientos de tierra de las laderas de un volcán pueden conducir a una erupción o después de ella.

¿Cuáles son los volcanes más peligrosos en el Mundo?

A continuación, os vamos a contar cuáles son algunos de los volcanes mas peligrosos de todo el mundo.

Vesubio

Este volcán se encuentra en la costa italiana cerca de la ciudad de Nápoles. Es un volcán famoso porque es del siglo I d.C. Fue el encargado de enterrar las ciudades romanas de Pompeya y Herculano. Actualmente, es considerado un volcán inactivo. Lo que podría ser más peligroso que otros, ya que los científicos dicen que un volcán que entra en erupción después de mucho tiempo tiene una mayor capacidad destructiva.

Merapi

Este volcán en Indonesia es uno de los volcanes más activos del planeta. Los vulcanólogos calculan que su actividad provoca una erupción aproximadamente cada 10 años. En 2006, la última explosión mató a miles de personas que vivían en los alrededores.

Teide

Es un volcán situado en la isla canaria de Tenerife (España). Actualmente está catalogado como un volcán inactivo. Sin embargo, los vulcanólogos dicen que su despertar podría tener consecuencias nefastas para toda la isla. No debemos olvidar que Canarias está formada por islas de origen volcánico, lo que nos da una idea de la fuerza de este tipo de fenómenos.

Popocatépetl

Este volcán, ubicado en México, a sólo 70 kilómetros del Distrito Federal, representa una verdadera amenaza para los habitantes de esta gigantesca ciudad. De hecho, el Popocatépetl es solo uno de los más de 20 volcanes distribuidos por la región geográfica del país azteca, caracterizado por una fuerte presencia de fenómenos sísmicos debido a su ubicación entre numerosas placas tectónicas.

Compartir en: Twittericono twitter Facebookicono facebook Pinteresticono pinterest

También te puede interesar