Cómo copiar en un examen: los trucos más geniales para aprobar y que no te pillen

La época de exámenes es una de las más agobiantes para los estudiantes, llegando a generar situaciones de estrés, incluso de ansiedad. No está bien copiar en los exámenes pero, de vez en cuando, y aunque lo sepamos todo, necesitamos tener la seguridad de sentirnos "reforzados" con algo de ayuda. Por ello, os explicamos a […]
EspacioCiencia.com

La época de exámenes es una de las más agobiantes para los estudiantes, llegando a generar situaciones de estrés, incluso de ansiedad. No está bien copiar en los exámenes pero, de vez en cuando, y aunque lo sepamos todo, necesitamos tener la seguridad de sentirnos «reforzados» con algo de ayuda. Por ello, os explicamos a continuación cómo copiar en un examen: los trucos más geniales para aprobar y que no te pillen

cómo copiar en un examen: los trucos más geniales para aprobar y que no te pillen

Copiar en un examen no es algo que nosotros queramos aconsejaros, pero a veces sabemos que por mucho que hayamos estudiado no nos va a dar tiempo a aprenderlo todo. O puede que nos ayude apuntar unas cuantas fechas, para saber cómo explicar por ejemplo qué pasó en la Primera Guerra Mundial. Sea como sea, hoy te vamos a contar cómo copiar en un examen: los trucos más geniales para aprobar y que no te pillen

Las últimas tecnologías nos permiten poder copiar de manera más efectiva y, sobre todo, sin que tengamos que pasarnos horas escribiendo una «chuleta». Ahora, también corremos el riesgo de que nos pillen antes, si de repente sacamos el móvil en mitad del examen.

De todos modos, y ya sea de un modo tradicional o más moderno, podemos encontrar varios trucos que son bastante efectivos. De este modo, os desvelamos ahora cómo copiar en un examen: los trucos más geniales para aprobar y que no te pillen

1- Tinta transparente

La tinta transparente es realmente efectiva cuando se trata de copiar en un examen. Eso sí, necesitarás de una pluma que tenga una luz para leer la tinta y ya os podemos decir que este tipo de plumas se venden en papelerías.

Con la pluma y su luz encendida (no os preocupéis porque no es demasiado fuerte), podréis leer lo que os hayáis escrito en el cuerpo con la tinta transparente.

2- La planta del pie

Fácil y efectivo si tienes algo de «picardía» a la hora de copiar, puedes elegir el truco de la planta del pie que consiste en pegarse, antes del examen, un papel con todo lo que necesitas saber. Te sientas, y vas mirando la planta del pie pero con cuidado de que no te pillen

3- El reloj con chuleta

Otro truco es llevar reloj de pulsera y anotar en un pequeño papel todo lo que necesitas para el examen. Luego pegas el papel a la parte interna de la correa del reloj. Cuando comience el examen te quitas el reloj y le dices al profesor que es para ir viendo cuanto tiempo te queda.

Cuando necesites usar la chuleta giras el reloj con cuidado y miras la información. Este truco te funcionará para cuando tengas una chuleta con fórmulas matemáticas, o con fechas.

4- La mano falsa

Algo arriesgado pero original. Este truco consiste en ponerse una chaqueta de chándal para hacer el examen pero solo pasas un brazo, con el que vayas a escribir. El otro lo dejas por dentro de la chaqueta, y colocas la manga vacía sobre la mesa. La mano oculta la utilizas para usar el móvil y poder consultar lo que desees

5- El truco de la Coca-Cola

Este truco es más elaborado, pero te puede servir si haces todo lo que te indicamos a continuación. Necesitas, una botella pequeña de Coca-Cola, pegamento de barra, tijeras, un ordenador, un escáner y una impresora.

Lo primero que hacemos es quitar con cuidado la etiqueta de Coca-Cola. La metemos en el escáner y la escaneamos a la mayor calidad posible (por ejemplo 600 dpi).

Abre la foto escaneada y con cualquier programa como Paint o Photoshop, borra los datos de los ingredientes que hay en la etiqueta y en su lugar edita para poder escribir todos los datos que necesites

Ahora debes imprimir la etiqueta modificada, del tamaño exacto a la original con papel de foto o uno que sea brillante. Solo quedará recortar la etiqueta y pegarla en la botella.

6- La botella de agua

Otro modo similar a lo que acabamos de explicar es apuntar la chuleta en una botella de agua y no de Coca-Cola.

En este caso consiste en apuntar los datos en el interior de la etiqueta de una botella de agua. Vas bebiendo a medida que comience el examen y podrás dejar al descubierto la chuleta, que podrás ver si miras por arriba de la botella transparente.

7- El forro de la chaqueta

Este otro truco es parecido o similar al que os he explicado de la planta del pie. Consiste en apuntar en una chuleta la información necesaria y pegarla en la parte interior de una chaqueta que lleves puesta. Te sientas con la chaqueta abierta y vas mirando con cuidado no te pillen.

8- La funda de la calculadora

En los exámenes de matemáticas o los de física se necesita siempre tener a mano la calculadora, y aunque hay gente capaz de elaborar modos de copiar con este artilugio, quizás la más sencilla sea la de aprovechar la funda de la calculadora para meter dentro una chuleta

Normalmente, al abrir la calculadora, podemos meter hacia dentro la funda o tapa y es ahí donde debes colocar tu chuleta para que no te pillen y puedas copiar.

9- Mp3 y reproductores

Otra gran oportunidad para hacer trampa: transferir archivos de audio con lo que desees saber a un reproductor Mp3 y reproducirlo en el examen. De hecho, también lo puede s. Puedes aprovechar si tienes pelo largo para ponerte fácilmente el auricular ocultando los cables bajo una capucha o una bufanda. Además, el iPod también puede mostrar imágenes y vídeo que es muy útil en los exámenes en los que tengas que dibujar una tabla.

10- La uña «chuleta»

Un truco que quizás sea demasiado complicado pero lo cierto es que puede ser bastante efectivo cuando se trata de copiar fechas o fórmulas. Consiste en escribir los datos en la uña de tu dedo pulgar pero claro deberás tener cuidado y sentarte en la última fila para que el profesor no vea la uña toda pintada.

11- Los pañuelos de papel

Cualquier alumno puede resfriarse horas antes del examen y, como tal, debe llevar pañuelos de papel para sonarse los mocos. Lo que no tiene que saber el profesor es que en esos pañuelos de papel tiene información privilegiada del examen.

12- El cambiazo

Este método conlleva muchos riesgos pero, si pasas la fase crítica, tendrás notaza asegurada. El cambiazo consistía en llevar folios rellenos como si fueran hojas del examen que estás haciendo. Obviamente, debes esperar un tiempo para sacarlos, al menos que haya dado tiempo a haberlos rellenado. Si consigues sacar los folios con las respuestas, tendrás todo el tiempo del mundo para copiarlas. Eso sí, luego toca guardarlos de nuevo. Aprovecha cuando algún compañero hable con el profesor o, antes de irte, poniendo la carpeta en la mesa sobre los folios.

Los mejores trucos para copiar en un examen online

¿Y qué pasa si el examen es desde casa? Es, precisamente, lo que ha pasado durante el estado de alarma. Cientos de miles de alumnos se han tenido que examinar desde casa, con el peligro que conlleva. Para evitar que copiaran, se han hecho exámenes de preguntas cortas, con más cuestiones y en distinto orden para cada alumno. Incluso exámenes orales. No importa. Estás aprobado si conoces los mejores trucos para copiar un examen online.

1- Videollamada

Basta con ponerse de acuerdo con unos cuantos compañeros y buscar, en grupo, las respuestas correctas con una videollamada. ¿Cómo intercambian la información? Por mensaje o por chat. Muy fácil.

2- Chuletas

Un clásico que sigue funcionando de maravilla. Y es que estando a kilómetros del profesor, las opciones de colocar chuletas son infinitas. Desde la pantalla, a la parte trasera del ordenador, incluso en el móvil. Cualquier sitio es bueno para colgar una buena chuleta

3- Aplicaciones

En su día, El Rincón del Vago arrasó entre los estudiantes, con sus decenas de miles de trabajos. Ahora, encontramos aplicaciones que nos resumen textos, realizan complejas operaciones matemáticas, analizas oraciones sintácticamente y te dan respuesta a lo que necesites. Algunas de las más recurridas estas últimas semanas han sido:

  • Smodin.me
  • Resumidor LK
  • Didacterion
  • Photomath
  • Sintaxis.org
  • Socratic 
  • Recursos1clic

4- Suplantación

Mediante un Escritorio remoto, alguien que controle de la materia, puede suplir tu identidad y hacer el examen por ti. Eso sí, puede llegar a ser constitutivo de delito, además de un suspenso directo.

5- Comprar el examen

Desde 15 euros se puede alquilar el servicio de alguien que haga el examen por ti. Para hacerlo, tirará de conexión en remoto y lo entregará. Bien es cierto que esta opción también se usa, de forma habitual, en trabajos o deberes.

Lo que está claro es que, tanto en clase, como en casa, el arte de copiar en un examen sigue a la orden del día. Y, visto lo visto, va a durar más de lo que cabría esperar.

También te puede interesar:

También te puede interesar