Escrito por Tendenzias

Avances de las nuevas tecnologías en las investigaciones geológicas

La sociedad avanza a pasos agigantados y eso es un hecho, las nuevas investigaciones así como el uso de nuevos recursos y la necesidad del ser humano de conocer más allá de todo lo que ya sabemos impulsa notablemente el auge del campo tecnológico y eso supone claro está el avance y desarrollo de la tecnología aplicada a las ciencias geológicas.

La geología se define como la ciencia que estudia la formación, estructura y evolución del planeta Tierra así como su origen y sus materiales que la componen.

Así, como toda ciencia, esta rama se observa, se experimenta y se formulan o verifican sus principios, y ese es el papel que tienen las investigaciones, conseguir una serie de avances o descubrimientos que revolucionen la manera y eficiencia de trabajar en un determinado aspecto científico. En este sentido vamos a repasar las nuevas tecnologías que afectan directamente en las investigaciones geológicas.

Nuevas tecnologías

En los últimos tiempos, los avances de la tecnología han permitido el desarrollo de una serie de sistemas que constan de una precisión enorme y que desde satélites artificiales que se encuentran orbitando alrededor de la Tierra la estudian, de la misma manera encontramos sistemas informáticos por los que se maneja gran cantidad de información sobre el planeta en su conjunto.

La detección a distancia

Explicando un poco en profundidad el primer aspecto hablaríamos de la teledetección o como su nombre indica “detección a distancia”  se basa en la detección de cuerpos en la lejanía sin la necesidad de que ocurra un contacto físico con el mismo.

Este fenómeno tiene lugar gracias a los “sensores” (radares, cámaras, antenas…), los cuales son capaces de captar la información a distancias en ocasiones sumamente grandes.

La instalación de dichos sensores en antenas o aeronaves es lo que permite que la observación de enormes áreas y zonas inaccesibles para el ser humano sea posible a través de ordenadores o dispositivos específicos, lo que también permite a su vez el estudio de cambios naturales o artificiales que se relacionan con la geología exógena, esto quiere decir, la revisión de mapas geológicos, el reconocimiento de diferentes tipos de rocas…

El GPS

Cada vez se hace una necesidad más importante para el ser humano conocer y disponer de la posición de un punto concreto de la superficie terrestre, ya sea por mera curiosidad o para sus propios fines.

Afortunadamente esto se hizo posible gracias al famoso conocido Global Positioning System o GPS desarrollado por el departamento de defensa de Estados Unidos que comenzó a utilizarse con fines única y exclusivamente militares, pero que en la actualidad tiene múltiples usos civiles y se encuentra en la mano de cualquiera que tenga un Smartphone.

Este aparentemente sencillo sistema se compone por una extensa red de 24 satélites que orbitan de forma de que desde cualquier punto del planeta, sin importar las condiciones meteorológicas, sea posible la captación de de la señal de al menos cuatro de ellos mediante un instrumento receptor.

Este efectúa los cálculos necesarios que determinarán la latitud, altitud y longitud del lugar en el que se encuentra, siempre a tiempo real y con una precisión de hasta un metro, incluso trasladándose. Esto hace posible el seguimiento de rutas, cálculo de superficies y demás aspectos.

Hoy en día, se ha desarrollado un sistema de posicionamiento similar por toda Europa llamado GALILEO y que será capaz de ponerse en funcionamiento a corto plazo.

El SIG

Un sistema de información geográfica o (SIG) es un sistema que se emplea para describir y categorizar la Tierra y otras geografías con el objetivo de mostrar y analizar la información a la que se hace referencia espacialmente.

Permite manejar los datos que tenemos en nuestro entorno, y los relacionan con entidades que existen en mapas reales.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);

Un SIG conecta las bases de datos (como pueden ser la concetración de contaminantes, censos de habitantes, entre otros, con elementos gráficos a los que se asocian y que pueden encontrarse en un mapa (determinados agentes geológicos, número de poblaciones…).

La intención que nos lleva a utilizar un sistema de información geográfica no es otra que la gestión de datos espaciales. El SIG separa la información en diferentes capas temáticas almacenándolas por separado, permitiendo así trabajar con ellas simple y rápidamente, y haciendo más fácil al profesional la posibilidad de unir los datos existentes a través de la topología de los diferentes objetos, con la finalidad de crear otra nueva que no hubiéramos podido obtener de otra forma.

Esto quiere decir básicamente que el trabajo con un SIG no se limita a los datos ya existentes si no que permite a su vez crear otros nuevos cruzando los contenidos en sus bases de datos asociadas.

Los campos de aplicación de este sistema son extensos, además de la geología: la agricultura, el urbanismo, el transporte, las telecomunicaciones, el sector inmobiliario, el medio ambiente, infraestructuras, demografía y medio ambiente son algunos ejemplos que se benefician de las ventajas que este sistema posee.

Conclusión

Lo verdaderamente sorprendente de estas nuevas y cada vez más precisas tecnologías es que en un período de tiempo relativamente corto han intentado satisfacer algunas de las necesidades más demandadas y deseadas por la sociedad y lo han conseguido además de haber respondido con creces.

Pero no todo acaba ahí, el ansia humana por conocer, descubrir y crear, especializan y acomplejan cada vez más este tipo de tecnologías (ya sea asociadas a este campo o a cualquier otro) las cuales creíamos inmejorables.

loadInifniteAdd(infinite_adv_2);

Es así como a raíz de las investigaciones y la experimentación están naciendo fotómeros de nueva generación en el ártico, nuevos mapas de salinidad de algunos mares o drones que sobrevuelan volcanes más cerca que nunca; se están descubriendo minerales antropogénicos, desvelando poco a poco el indescifrable campo magnético terrestre gracias a los satélites de Swarm o incluso actualmente tras tres años de investigaciones y más millones de colones invertidos se trabaja en una tecnología permitirá gracias a un complejo e innovador software que la posibilidad de visualizar los seísmos deje de ser ficción y pase a ser una realidad.

También te puede interesar:

EspacioCiencia.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos