Escrito por Tendenzias

¿Por qué se producen las olas de calor?

Este verano de 2015 está siendo uno de los más calurosos de cuantos recordamos. En poco más de un mes ya hemos sufrido varias olas de calor y aunque sabemos que se caracterizan por una subida repentina de la temperatura lo cierto es que tienen un porqué y un orígen. A continuación,  ¿Por qué se producen las olas de calor?.

por-que-se-producen-olas-de-calor

El peligro de las olas de calor

peligro-olas-de-calor

Antes de dar una respuesta a un ¿por qué se producen las olas de calor? tendríamos que decir que esta se considera cuando durante varios días seguidos las temperaturas se elevan por encima de lo normal. Es un fenómeno que afortunadamente no se produce todos los años pero que este 2015 no está tocando de pleno provocando  numerosos trastornos, tanto en la salud, como a nivel económico por el gasto de energía que los usuarios hacen de aparatos de refrigeración. Sin olvidarnos tampoco del aumento en el riesgo de incendios.

Una ola de calor se puede pasar de muchas maneras y con remedios varios pero no debemos tomarla a la ligera ya que puede provocar lipotimias e incluso llevar a la muerte. La última vez que vivimos una ola tan intensa como la de este año fue en 2003 que sólo en Francia se cobró la vida de 15.000 personas.

Pero ¿qué procesos atmosféricos son los responsables haber provocado esta ola de calor que vivimos en la península y en gran parte de Europa?.

 ¿Por qué se producen las olas de calor?

por-que-se-producen-las-olas-de-calor-mapa

Dependiendo del lugar en el que vivamos las consecuencias para una ola de calor puede variar. En el caso concreto de la península ibérica y de la actual ola de calor que sufrimos desde hace más de tres semanas tiene que ver con los aires calientes que llegan desde el desierto del Sáhara los cuáles suben hacia nuestro país y otras latitudes llegando hasta el norte de Europa (Francia, Reino Unido e incluso Alemania).

Una ola de calor es un período de cinco o seis días en que las temperaturas mínimas y máximas se mantienen por encima de un umbral que depende de la región. Esos valores pueden alcanzar un pico y luego decaen, pero en el caso actual la sequeda de la atmósfera está siendo extrema de modo que tenemos una ausencia de nubes que son necesarias para refrescar el ambiente y conseguir que la temperatura baje.

La corriente en chorro y las olas de calor

corriente-en-chorro-olas-de-calor

Por otro lado, se puede hallar otra teoría, conocida como “la corriente en chorro extrema” del meteorólogo estadunidense Jeff Masters de alguna manera relacionada con el calentamiento rápido del Ártico.

Algunos científicos teorizan desde hace años con que la corriente en chorro ha estado cambiando en años recientes por la reducción del hielo del mar Ártico.

Katharine Hayhoe, climatóloga de la Universidad Tecnológica de Texas, explica lo que sucede comparándolo como si el planeta fuera una olla: pones fluctuaciones naturales del clima como El Niño, cambios de la corriente en chorro, la variabilidad local y a ello se le suman los efectos directos e indirectos del cambio climático.

“Sabemos que el guisado tiene un ingrediente extra”, dice Hayhoe, refiriéndose al cambio climático. “Ese ingrediente es muy fuerte. A veces agregas una cucharadita del ingrediente equivocado y vaya, puede volarte la cabeza”.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);

La situación de altas temperaturas en 2015, con dos olas de calor con el verano recién estrenado, contrasta con el año anterior, cuando no se registraron fenómenos de esta naturaleza. La AEMET (Dirección General de Protección Civil y Emergencias del Ministerio del Interior) tiene documentadas en un reciente estudio un total de 80 olas de calor desde 1975, de las que 45 se dieron en la península, Baleares, Ceuta y Melilla y 35 en Canarias.

EspacioCiencia.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos