Escrito por Tendenzias

Las diferentes actividades volcánicas según el tipo de magma

Los volcanes siempre han tenido una gran influencia de cara a la sociedad, ya que es un peligro activo que provoca numerosos daños a nivel económico y social. Pero ¿tienen todos el mismo peligro? No, ya que hay distintos tipos de volcanes y sus características hacen diferentes sus consecuencias. A continuación informaremos de los volcanes que puedes encontrar, además de sus peligros a partir del tipo de magma que los componen.

Qué es un volcán

Un volcán es una estructura sedimentaria por la que asciende magma que se descompone en algunos gases y lava que provienen del interior terrestre. El magma emerge cuando el volcán se encuentra en una etapa de mayor actividad que le dan unas características muy violentas de cara a la población y el entorno en el que vivimos, a esta actividad se le llama erupción volcánica, que su intensidad y duración pueden cambiar, además de su frecuencia; las erupciones volcánicas pueden ser desde una ligera corriente de magma que al salir a la superficie se convierte en lava hasta crear fuertes estallidos que destruyen todo a su paso. En muchas situaciones, el material que expulsa el volcán en erupciones que se han producido con anterioridad queda acumulado y esto le da una forma de cono a su estructura. En la cima se localiza el cráter.

Cómo se clasifican los magmas

A la hora de clasificar los diferentes tipos que hay de magma, según su origen se distinguen:

  • Los magmas primarios. Este tipo de magma está compuesto por la unión de éste, con rocas que se encuentran en la corteza o en el manto.
  • Los magmas derivados. Son los resultantes de la transformación de los magmas que se han nombrado anteriormente (los magmas primarios).

Al alcanzar el exterior terrestre, el magma, por lo general sufre una serie de cambios, por lo que muy pocas veces son expulsados como magmas primarios. En cuyo caso diferenciaremos:

  • El magma toleítico. Este tipo de magma es generado en el océano, específicamente en las dorsales, a una profundidad que comprende desde los 15 kilómetros y los 30 kilómetros, a causa de la unión de las peridotitas del manto. El magma no tiene tiempo de sufrir cambios, ya que asciende con extrema rapidez. Este modelo de magma contiene en su composición un 50% de sílice.
  • El magma alcalino. En la composición de este magma abundan los metales alcalinos que son formados por la unión de peridotitas en regiones profundas. Es muy común su aparición en puntos calientes y en entornos de rift continental en profundidades que abarcan desde los 30 a los 70 kilómetros. A consecuencia de la profundidad que el magma debe subir para alcanzar la superficie, hay tiempo suficiente para que los magmas se transformen. Este modelo de magma contiene en su composición menos del 45% de sílice.
  • El magma calcoalcalino. Su formación es causada por la unión de la corteza oceánica que se encuentra en estado de subducción una profundidad que ronda en torno a los 100 y los 150 kilómetros. Este tipo de magma no alcanza la superficie terrestre precisamente por la gran profundidad en la que se manifiesta, lo cual produce que se formen grandes transformaciones en los magmas, que crean así andesitas y granitos, entre otros, además de riolitas y dioritas. Este modelo de magma contiene en su composición un 60% de sílice.

Tipos de erupciones volcánicas dependiendo del magma

Por medio de numerosas investigaciones de actividades volcánicas anteriores a su erupción, existe la posibilidad de identificar el tipo de erupción que describirá el volcán.

  • Las erupciones hawaianas. Estas erupciones presentan un fenómeno que es conocido como “fuente de fuego”, que son chorros que pueden mantenerse durante horas y horas. Cuando el magma llega al exterior y se convierte en lava, se forman flujos de este material o colinas. Esta lava suele tener un flujo bastante rápido, y por tanto recorre bastante distancia antes de solidificarse.
  • Las erupciones estrombolianas. Este tipo de erupción volcánica se considera de un nivel bajo, ya que estas erupciones son pequeñas o medianas, en cuanto a volumen se refiere, con algunas pequeñas etapas de violencia. En estas erupciones la lava se encuentra en la cima, es decir, en la boca del volcán. EL flujo de lava de una erupción estromboliana es más viscosa y voluminosa, lo que provoca que tenga una menor categoría que las de otros volcanes. Estas erupciones tienen la capacidad e aguantar activos durante un largo periodo de tiempo.
  • Las erupciones vulcanianas. Este característico tipo de erupción, es corto pero manifiesta una gran violencia. Es capaz de producir grandes explosiones que expulsa materiales a velocidades estratosféricas (más de 800 km/h). Estos volcanes crean nubes de ceniza, corrientes de piroclastos y flujos de lava. La duración de la actividad volcánica de éstos es muy variada, ya que puede durar desde lo más mínimo que son varios días, hasta incluso años.
  • Las erupciones plinianas. Este tipo de erupción es el más agresivo y grandioso de todos. Las erupciones plinianas son creadas a partir de la ruptura del magma viscoso provocado por los gases, que esta mezcla libera bastante energía que forma un pilar de ceniza y gas. Este tipo de erupción volcánica se relaciona con una explosión de una bomba nuclear, ya que la erupción forma una Columna que tiene una apariencia que se asemeja a la de hongo. Son tan destructivas y violentas que son capaces de destruir la boca de la montaña al liberar toda su energía.

En parte, lo que le da tanta peligrosidad a este tipo de erupción volcánica, es que la ceniza y las bombas de lava son expulsadas con tanta potencia del volcán que pueden tomar tierra a varios miles de metros del volcán, además de las corrientes de lava que destrozan todo lo que se interponga en su camino, dejando destrozos considerables. A casusa de la gran suma de materiales que expulsa este tipo de volcanes, es muy común que tenga una etapa de reposo tras la erupción de éste.

  • Las erupciones de Surtseyan. Este tipo de erupción volcánica es hidromagmática, es decir, la lava o el magma que se encuentra en el interior terrestre interacciona con el agua de forma detonante. En la inmensa mayoría, este tipo de volcanes se manifiestan bajo el agua, en el momento en el que éste alcanza un tamaño demasiado amplio, lo que ocasiona la fractura de la superficie.

También te puede interesar:

EspacioCiencia.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos