Escrito por Tendenzias

Extraño fósil con garras en la cabeza podría explicar el origen de los escorpiones

En una cantera alemana se descubrió un fósil de 390 millones de años, un fósil realmente extraño. Ha sido nombrado Schinderhannes bartelsi, tiene unas extrañas garras en la cabeza, una extraña boca y unos ojos muy saltones. Podrían tratarse de los ancestros de los escorpiones.

Medía unos 10 centímetros de largo, y vivía en un hábitat marino. Nadaba propulsándose con las extrañas aletas que tenía en la cabeza.

Lo extraño, para los paleontólogos, es que este tipo de animales se supone que se habían extinguido 100 millones de años antes. No se habían descubierto este tipo de animales con grandes apéndices saliéndoles de la cabeza en fechas posteriores a la que se creía su gran extinción.

Lo que hace pensar a los paleontólogos que tal vez no desaparecieron del todo, sino que podrían haber evolucionado para convertirse en los ancestros de los escorpiones.

Referencias: A Great-Appendage Arthropod with a Radial Mouth from the Lower Devonian Hunsrück Slate, Germany." By Gabriele Kühl, Derek E. G. Briggs and Jes Rus. Science, Vol. 324, Issue 5915, Feb. 5, 2009.

EspacioCiencia.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos