Escrito por Tendenzias

El misterio del cráter peruano

El año pasado un meteorito se hizo un hueco en casi todos los medios del mundo. Fue en septiembre cuando cayó del espacio y atravesó la atmósfera hasta estrellarse en tierras de Perú, a la vista de testigos totalmente absortos. Fue la primera vez que testigos pudieron presenciar cómo se formaba un cráter, en vivo.

Pero los reportes de testigos, y los análisis de geólogos luego, dejaron estupefactos a los científicos. Este meteorito parecía haber volado mucho más rápido de lo que los científicos creían posible para objetos de este tipo, y aparentemente sobrevivió a su entrada a la Tierra de forma intacta, en vez de destrozarse en pedazos como los expertos creían que debería haber ocurrido.

“Mucha gente pensó que esto era un engaño”, dijo a LiveScience Peter Schultz, geólogode la Universidad Brown que viajó a Perú para analizar el cráter. “No tenía sentido con lo que nosotros entendíamos sobre colisiones con este tipo de rocas frágiles”. Es que generalmente este tipo de rocas suelen romperse en pedazos durante su paso por la atmósfera, cosa que no ocurrió con esta.

Pero Schultz fue a investigar el impacto, junto con científicos peruanos. Allí encontró un cráter de 16 metros de ancho cerca de una aldea llamada Carancas. Tenía lineas fracturadas de granos de arena y mezclas comprimidas de tierra y meteorito. Todo esto le permitió calcular que el meteorito aterrizó a una velocidad de 9300 kilómetros por hora.

El meteorito en sí, era bastante común, del tipo rocoso. Generalmente este tipo suele disminuir su velocidad con la fricción que la atmósfera le produce, entonces cuando llega a tierra tan sólo produce un hueco, no un cráter, y menos de 16 metros de ancho.

El misterio es por qué no disminuyó su velocidad, dice Schultz. Algunas hipótesis dicen que tal vez al viajar por la atmósfera se derritió y se transformó, convirtiéndose así en más aerodinámico, y así sufrió menos fricción, entonces no se rompió, y su velocidad no disminuyó.

Pero el misterio es por qué no ocurre eso con otros meteoritos. Tal vez sea el ángulo de entrada en la atmósfera, especula Schultz, pero por ahora seguirá el misterio del cráter peruano.

Vía Space.com

Imagen

EspacioCiencia.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos