UP

-     Escrito por gon

Dinosaurios “adolescentes” podrían haber chocado sus cabezas

Hay un grupo de dinosaurios que tenían las cabezas muy gruesas, justo en lo alto. Son llamados Pachycephalosauria, y son reconocidos en cualquier lado por que esa parte de la cabeza tiene forma de domo. Ahora un grupo de paleontólogos cree que estos dinosaurios habrían pasado por una etapa combativa en la “adolescencia” durante la cual se golpeaban las cabezas de forma violenta.

El estudio será publicado en la revista Palaeontologia Electronica, y arroja luz sobre un tema muy debatido desde hace años, y es si los pachycephalosaurios se golpeaban o no las cabezas entre sí.

Este es un grupo relativamente pequeño de dinosaurios, que vivieron entre hace 80 y 65 millones de años, durante el período Cretáceo, principalmente en Asia y Norte América. Se los asocia a un paisaje de pastos, helechos y plantas con flores.

En una época se creía que ese pequeño domo que tenían en lo alto era un adorno, que va desde el Prenocephale, con un dopo pequeño como casco de bicicleta, hasta el enorme cráneo con largos cuernos del Stygimoloch.

No es raro que se choquen las cabezas, lo hacen los cabríos, los siervos, etc. Así que según Eric Snively, y colegas de la Universidad de Alberta, en el caso de los pachycephalosaurios podría ocurrir lo mismo, y sería una forma de lucha por territorio, hembras, o comida.

Pero, según Mark Goodwin, quien no participó del estudio, de la Universidad de California, “no hay evidencia que apoye la idea de choque de cabezas en los pachycephalosaurios”.

Según él la forma del cráneo era sólo temporaria, y era parte de la maduración, sólo era algo visual.

Pero los científicos del estudio realizaron una simulación por ordenador del cráneo de un Homalocephale colathoceros, un Pachycephalosaurus wyomingensis y un Pachycephalosaurine subadulto. Para eso realizaron también reconstrucciones computadas de los cráneos. Simularon el movimiento de los dinosaurios a una velocidad de 3 metros por segundo y a 6 metros por segundo. Así consiguieron información de cómo el estrés del choque se distribuía por el cráneo, y cómo quedaba el mismo.

Descubrieron que el cráneo del Homalocephale soportaba todos los escenarios, pero el cráneo no podía disipar el estrés que sufría la región justo sobre el cerebro. Pero notaron que los cráneos de los sub adultos eran más resistentes que los de adultos a los choques, con más protecciones.

Los “adolescentes” tenían una estructura radiada que comprimía el domo cuando se chocaba, funcionando así como una especie de almohadón durante los combates de cabezas.

Así que para los paleontólogos del estudio, lo que ocurría era que en la mejor edad para reproducirse, o sea cuando se darían los combates por las hembras, los pachycephalosaurios tenían más protecciones en sus cráneos, como para soportar duros choques.

Fuente: LiveScience

Imagen

EspacioCiencia.com

Newsletter