UP

-     Escrito por gon

De cómo la escritura y la lectura nos cambiaron

El habla cambió la historia del género humano, hace algunos cientos de miles de años, pero lo que realmente nos cambió totalmente fue volcar nuestras ideas por escrito.

Cuando el pueblo de los sumerios, en la Mesopotamia, decidieron hacer algunas marquitas en tablas de arcilla hace 5000 años, no se dieron cuenta que estaban modificando el curso de la historia humana.

Comenzaron sólo para poder llevar la cuenta del comercio, y así comenzó la historia y dejamos atrás la prehistoria, si bien estos dos conceptos fueron acuñados hace algunos cientos de años nomás.

La escritura apareció casi al mismo tiempo en diversos lugares, y por las mismas razones, se podría decir, ya que fue creada cuando las civilizaciones comenzaron a crecer lo suficiente como para querer llevar un control del un concepto que comenzó a tomar importancia con la sociedades sedentarias, agricultoras, el concepto de la propiedad.

Cuando la escritura comenzó a utilizarse para contar historias, y no sólo bienes materiales, allí fue cuando nuestra especie comenzó a cambiar. Nuestro cerebro se adaptó a contar con el respaldo de la palabra escrita, con la seguridad de poder guardar algo detrás de algunos símbolos, y no sólo en nuestra memoria. Aprendimos a contar con esa ayuda, y a aprovecharnos de ella, también, para modificar la memoria escrita, para intentar cambiar el pasado.

También la escritura se convirtió en un medio de comunicación, en una forma de comunicarnos con otra persona, a través de la carta. Allí pudimos comunicarnos a distancia, enviando la carta por barco, luego por avion, ahora de forma instantánea por correo electrónico. No sirvió para expresar emociones, sentimientos que tal vez no podíamos expresar con el habla, y la escritura nos facilitó un medio de no tener que decir las cosas de forma directa.

La lectura

Y el cerebro humano tuvo que adaptarse, cambiar, para poder leer. La lectura no es algo innato en el ser humano, es algo aprendido, y con cada niño el cerebro debe reacomodarse para poder leer.

Si bien este hábito de la lectura no fue algo común como hoy en día. En un principio tan sólo una clase especial escribía y leía, los escribas. Luego se fue trasladando a las clases sociales altas, a las elites. Los clérigos entre ellos. A su vez fueron los clérigos católicos quienes comenzaron a enseñar la lectura y la escritura a la gente común, de la mano de los jesuitas, y demás órdenes. Pero tan sólo se masificó hace algunos cientos de años.

La educación pública tan sólo está entre nosotros desde el siglo 19. Así que a pesar de tener más de 5000 mil años de escritura y lectura, apenas si hace unos 200 años que comenzó a masificarse, y tan sólo hace unos cien llegó realmente a casi todo el mundo. Hoy en día una de cada cinco personas es iletrada.

Su cerebro está ahora interpretando estos símbolos que el mío elige para plasmar mis ideas, y quién sabe a cuantos kilómetros de distancia estemos usted y yo. Pero eso no evitará que gracias a aquellos sumerios que hacían marcas con cuñas en arcilla, hoy en día usted podría estar enterado de todo lo que sucede y lo que sucedió en cualquier parte del mundo, tan sólo leyendo en una pantalla, tan sólo interpretando estos símbolos que hoy llamamos letras.

EspacioCiencia.com

Newsletter