Escrito por Tendenzias

El aparato locomotor: Organización y relaciones funcionales entre huesos y músculos

El aparato locomotor es un grupo de elementos que le facilita el movimiento a nuestro cuerpo. Éste se compone de un esqueleto (sistema óseo), de músculos (sistema muscular), de articulaciones y ligamentos. Para posibilitar este sistema, es preciso del sistema nervioso, el cual interactúa con el sistema muscular y óseo.

Huesos

Un esqueleto se compone de huesos, cartílagos y articulaciones. Los huesos son órganos compuestos de tejidos rígidos y resistentes. Sus funciones son las de dar forma a nuestro cuerpo y mantenerlo erguido. El esqueleto se puede mover gracias a músculos que están unidos por tendones. Además, protegen ciertos órganos vitales como el corazón, los pulmones…

Hay tres tipos de huesos, planos, cortos y largos. Os lo vamos a explicar.

Los huesos planos

Como bien los define su nombre, son planos. Esto no significa que tengan la apariencia de una tabla de surf, sino que tienen una superficie lisa y plana diferente al resto de los huesos, no son cilíndricos. Algunos ejemplos serían los huesos del cráneo, el de la pelvis o los del tórax.

Los huesos del cráneo son siete: hueso esfenoides, etmoides, frontal, occipital, parietal, sutural y temporal.

Los huesos del tórax se componen de 24 costillas y el esternón. Este último une las costillas en la caja torácica.

Los huesos cortos

Éstos se encuentran en las manos y en los pies. También son huesos cortos las vértebras de la columna vertebral, éstos son básicamente cúbicos.

Los huesos largos

Como bien define su nombre, son alargados. Sus extremos se llaman epífisis y el centro se llama diáfisis. Algunos ejemplos de los más largos serían:

  • El esternón mide unos 10 centímetros y se ubica en la caja torácica.
  • La séptima costilla mide 24 centímetros.
  • El radio mide 26,40 centímetros.
  • El peroné mide 40,40 centímetros y está en la pierna.
  • El fémur se ubica en la zona del muslo y mide 50,50 centímetros.
  • ¿Cuántos huesos tiene el cuerpo humano? Nada más que 206 huesos.

Sistema óseo o esqueleto

Los huesos se unen a través de las articulaciones. Éstas hacen posible que los huesos puedan moverse. Vamos a hablar de las distintas articulaciones que hay.

Articulaciones móviles

Éstas permiten que el movimiento sea amplio, la cadera, la rodilla, el hombro y el codo.

Articulaciones semimóviles

También llamadas anfiartrosis. Éstas disponen de un cartílago duro pero flexible, permiten que el movimiento sea algo más escaso, pero no menos importantes, ya que permiten el encorvamiento de la espalda, como es el caso de las articulaciones que se encuentran entre las vértebras.

Articulaciones fijas

También llamadas sinartrosis. Éstas no permiten el movimiento. Su función principal es la de proteger ciertos órganos. Por ejemplo, las costillas (caja torácica o el cráneo).

Gracias a las articulaciones podemos mover nuestro cuerpo.

Sigamos hablando de los elementos que hacen posible el movimiento de nuestro cuerpo. Las articulaciones tienen que ir sujetas de otros elementos, sin los cuales ellas no podrían llevar a cabo su tarea. Hablamos de los ligamentos y los cartílagos.

loadInifniteAdd(infinite_adv_1);

Ligamentos y cartílagos

El cartílago es una pieza elástica y semi blanda. Éstos podéis encontrarlos en las orejas o la nariz, por ejemplo.

El ligamento es un tejido formado por tiras resistentes y que unen los huesos donde se ubican las articulaciones móviles o semi móviles.

Músculos

Los músculos son órganos que se estiran, se contraen y se relajan. Éstos están formados por fibras musculares, las cuales están compuestas de células musculares.

Su función principal es dar movimiento y flexibilidad al cuerpo apoyado en los huesos. Los músculos se adhieren a los huesos a través de unas fibras llamadas tendón.

Sistema muscular

Los músculos están clasificados según su forma:

Los músculos aplanados son planos, algún ejemplo serían los abdominales.

loadInifniteAdd(infinite_adv_2);

Los músculos fusiformes son alargados, por ejemplo, los bíceps.

Los músculos orbiculares tienen forma de aro, la boca, por ejemplo.

Los esfínteres también tienen forma de aro, este en concreto, es el músculo que encontramos en el esfínter anal.

Los movimientos musculares pueden ser de dos maneras, voluntarios o involuntarios.

Músculos voluntarios e involuntarios

Los músculos voluntarios también pueden denominarse músculos esqueléticos y son músculos que forman parte del aparato locomotor. Éstos son los que se contraen voluntariamente, están adheridos al hueso por tendones, como hemos comentado antes.

Los músculos involuntarios son los que se contraen involuntariamente. Estamos hablando de los órganos internos, como pueden ser el corazón o el estómago, entre otros.

loadInifniteAdd(infinite_adv_3);

Coordinación del aparato locomotor

Para hacer que se muevan los músculos, el sistema nervioso coge las riendas y coordina al sistema muscular. Para mover el músculo, son precisos los tres sistemas, el muscular, el óseo y el nervioso.

IStock 154346186

El cerebro manda las órdenes al sistema nervioso y éste coordina el resto.

A todo este último conjunto de actuaciones, se le llama aparato locomotor, y éste ayuda al hombre a interactuar en su medio.

También te puede interesar:

EspacioCiencia.com

Newsletter
Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos